dimecres, 4 de març de 2015

He vuelto a caer 1.000 metros bajo el suelo He vuelto a las andadas a tropezar con la misma piedra a cagarla de nuevo. Han vuelto mis demonios ya los tengo aposentados sobre mis hombros susurrándome al oído hundiéndome en su vicio. Te voy a perder Te vas a asustar de mí. No doy confianza... cualquier día puede volver a pasar. Y si decides largarte... voy a perder lo más intenso que he sentido en mi vida. Sería una injusticia... pero lo merezco. DOY ASCO.